jueves, 10 de septiembre de 2015

Los dispositivos inteligentes nos hacen inútiles



Día a día lanzan nuevos productos innovadores, gadgets para cada tipo de persona, gustos y modas con tendencias.


Recuerdo cuando tenía que levantarme para cambiar de canal en una televisión en blanco y negro, ahora con solo hacer gestos podemos cambiar de canal o darle cualquier instrucción.




Los dispositivos táctiles se han sumergido tanto en nuestras vidas que vemos a niños de 1 o 2 años tratando de cambiar de imágenes en revistas impresas como si fuera una tableta.

Nuestro mundo es cada vez más digital, a partir de hoy la mayoría de dispositivos son inteligentes ya existen hasta refrigeradoras inteligentes. Vamos a un ritmo cada vez más rápido y necesitamos estar cada vez más conectados.

Nuestros hábitos cada vez cambian para estar conectados.  Hacemos compras en línea, pagos en línea, hay quienes solo buscan pareja y se comunican con esos dispositivos "inteligentes".  Pasamos horas en frente de nuestro móvil, teniendo a la par a nuestra pareja, nos comunicamos por WhatsApp, Facebook, Twitter, SnapChat y cada vez hablamos menos, ¿contradictorio no?  Hasta para hacer una simple suma ahora recurrimos a la calculadora de nuestro teléfono inteligente.  ¿A dónde iremos a parar? diría el Buki.

¿Pero qué tan inteligentes pueden ser los dispositivos, que están volviéndonos inútiles a los seres humanos?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada